Pierden las letras campechanas a Brígido Redondo Domínguez


A pesar de una dolencia que finalmente lo postró, Brígido mantuvo una intensa actividad intelectual; desde 2022 lleva su nombre la Escuela Normal Superior de Campeche

Pierden las letras campechanas a Brígido Redondo Domínguez

Temas clave / Campeche

Biografías
Enero 19, 2024 17:37 hrs.
Biografías ›
JUSTO MAY CORREA › enbocaspalabras

499 vistas

’Siempre creí que era muy dolorosa la palabra ADIÓS, una que nunca tuvo alas, pero hoy la digo en estas estrofas para celebrar su ‘Presencia Indeleble’. Ella es la que nadie puede borrar, porque va como un sello sobre mi corazón, como una marca eterna bajo mi brazo izquierdo’.

Estas emotivas palabras salieron de los labios de Brígido A. Redondo Domínguez. Las dijo esa mañana que vestía una guayabera de largas mangas que se antojaba más blanca que nunca, en la frontera del invierno de 2020 (era 20 de marzo) y a unas horas del inicio de la primavera. Lo dijo con esa elocuencia muy suya frente a sus iguales; frente a otros poetas y escritores de la ’Casa Maya de la Poesía’.



Cuando así hablaba se refería a su nueva obra, “Presencia Indeleble”, con la habitual sensibilidad con que hacía sus cosas, con esa su capacidad de transmitir emociones, como la dedicatoria a Charito Pascual y Justo May de su obra “Oscura lumbre”, cuando nos visitó hace algunos años en la Casa de la Cultura de Cancún: “Para mis amigos Justo y Chari: Con mi poesía. Con mi fe. Con mi vida. ¡Con todo!”.



A causa de una dolencia que lo postró, este jueves 18 de enero a las 23.35 horas falleció en su domicilio, tranquilo y en paz, nuestro amantísimo literato campechano Brígido A. Redondo Domínguez, según nos informó esta mañana su hermana Brígida Redondo. En octubre había cumplido Brígido 83 años.



El 13 de mayo de 2022 la Escuela Normal Superior de Campeche fue bautizada con el nombre de “Brígido A. Redondo Domínguez”, como un reconocimiento a sus 65 años impartiendo cátedra en diferentes niveles y por su aporte a la cultura, las artes y las letras campechanas.

En esa ocasión, al dirigir un mensaje Redondo Domínguez se mostró agradecido por el reconocimiento del gobierno de Layda Sansores, al preservar su nombre en una institución educativa como es la Normal Superior, y enfatizó el papel que la educación y la escuela tienen, al ser el eje para el ejercicio de una sociedad democrática, libre y justa, que es el objetivo que se busca en esta transformación de la educación.



Más recientemente, hace poco más de un mes, el 5 de diciembre de 2023, la comunidad del Instituto Campechano le rindió un homenaje y fue desvelado un busto en su honor.

Esta actividad conjunta con el colectivo “Xokna’al” se desarrolló en el Claustro “Tomás Aznar Barbachano” de la centenaria institución, en la actualidad a cargo de la rectora Ilsa Beatriz Cervera Echeverría. En esa ocasión, en representación de la organización “Xokna’al”, el doctor Víctor May Chablé hizo una semblanza de Redondo Domínguez, quien realizó sus estudios en el Instituto Campechano.

El gobierno del estado le entregó, el 15 de mayo de 2014, el Reconocimiento al Maestro Emérito de Campeche, por su aportación al sector educativo y cultural de la entidad y por su luminosa trayectoria a nivel nacional e internacional.

Trayectoria

Maestro de educación primaria por la Escuela Normal de Profesores del Instituto Campechano, del que con el tiempo fue director de su Escuela de Artes y Oficios y de los talleres de teatro infantil. Director de teatro experimental estudiantil del Centro de Estudios Científicos y Tecnológicos número 9 de Campeche y del Taller de Teatro Experimental de los Servicios Coordinados de Educación Pública del estado.

Licenciado en Derecho por la Escuela de Jurisprudencia de la antigua Universidad del Sudeste, hoy Universidad Autónoma de Campeche, de donde luego fue subjefe del Departamento de Extensión Cultural; Licenciatura Española, por la Normal Superior de México, director general del Instituto de Cultura de Campeche, director de la Casa de la Poesía desde 1989.

Maestría en Pedagogía y diplomado en Lengua y Literatura Norteamericana. Fundador de las colecciones Rosa Náutica y Biblioteca Básica Campechana.

Su talento le fue ampliamente reconocido con numerosos galardones nacionales e internacionales, como el Premio Nacional de Poesía Injuve 1964, por la obra “Madre Tierra”; Premio Nacional de Poesía “Rosario Castellanos”, por la glosa en 1969 al corrido de la “Valentina”; Premio Internacional de Poesía Centenario del fallecimiento de Benito Juárez 1972, por la obra “Señor de Guelatao”; premio “Menorah”, otorgado por el gobierno de Israel; el premio de La Paz, en 1981, y el Premio de Poesía Centroamericano celebrado en Guatemala. Igualmente, medalla “Justo Sierra Méndez” (1998); medalla “Guillermo González Galera” (2004); ganador de los Juegos Florales 1968; Premio Especial “Marina Nacional” 1965.

Su obra poética: “Fuego”, “Baladas de junio”, “Cántico de Adán”, “Sacerdocio”, “Costas y mar abierto”, “Palabras para matar un sueño”, “Sonetos a la paz”, “Señor de Guelatao”, “Preámbulo de Pájaros”; obra de teatro “Teresa panza”; monólogo “Susana San Juan”, “Pasando el tiempo”, antología poética presentada el 13 de diciembre de 2014 en el Centro Cultural “El Claustro”, en el marco de sus 75 años de vida.
***

La noche enferma te sonrió sin ganas,
Y llegaste al jardín, claro de rosas,
Entre sonoridades de campanas.

(Fragmento del libro “Oscura lumbre”)
***
Nuestro amigo, nuestro hermano, ya está en la Casa del Señor.

Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.


UA-130237467-1

Pierden las letras campechanas a Brígido Redondo Domínguez

Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.
UA-130237467-1